camporico logo
esenfr

Ácido Úrico y Gota

El ácido úrico en el cuerpo es un ácido débil que está relacionado con varios órganos como hígado, intestinos, riñones, endotelio vascular y músculos.

 

Cuando se alteran los niveles correctos en el organismo se debe a que un órgano no está haciendo bien su trabajo, generalmente los riñones. Estos niveles suelen ser de 3.6 mg/dl para hombre y 2.5 mg/dl para mujeres.

 

En caso de desequilibrio de este ácido el cuerpo para protegerse lo concentra en puntos localizados que suelen ser las articulaciones de pies y manos. Da la impresión que el propio cuerpo intenta mantener alejado a este ácido de los órganos vitales y manda esta concentración a la zona más alejada, las extremidades. Este es el caso de la temida “Gota”.

 

En el caso de exceso suele desecharse a través de la orina, pero hay ocasiones que se queda en los riñones y produce cálculos renales o insuficiencia renal.

 

CAUSAS

Pueden ser de índole muy variada, pero en general podemos encontrar dos motivos principales:

Problema renal. Por alguna razón los órganos no trabajan de la manera de deberían, esto puede ser desde algo muy simple de corregir, hasta un problema grave.

 

Alimentación y actividad. Una mala alimentación con excesos en grasas, azucares o alcohol suelen traer de la mano el aumento del ácido úrico. En dietas de alto nivel proteico es común encontrase caso de alto ácido úrico en sangre. En estas dietas suele prevalecer el consumo de carnes, pan arroz, embutidos y mariscos.

 

El sedentarismo, obesidad, y poca actividad física también están relacionados con altos niveles de ácido úrico.

 

NORMALIZACIÓN

Una vez producido el desequilibrio no suele ser fácil volver a los valores correctos y es necesaria la intervención del médico para que nos guíe en este sentido.

 

El agua y la hidratación es muy importante en el proceso y cuando decimos agua es solo eso agua, no bebidas isotónicas, refrescos, agua con limón o bebidas alcohólicas.

 

Una correcta alimentación también se hace imprescindible, hay que añadir de forma diaria frutas y verduras con el consiguiente aporte de legumbres varias veces en semana.

 

Asimismo hay que evitar ciertos alimentos o al menos intentar consumirlos de forma esporádica. Alimentos como alcohol, bebidas azucaradas, bollería industrial, pasteles, carnes rojas, etc… hay que limitarlas en la medida de lo posible.

 

La práctica de alguna actividad deportiva ayudara en el proceso acortando los tiempos y regulando el organi9smo de forma óptima.

 

Si tu dieta es alta en proteínas  es aconsejable practicar ejercicios de fuerza donde solicitaran más proteína al cuerpo y ayudaremos a nivelar el organismo antes.

 

Si por el contrario tienes una dieta normal, cualquier práctica deportiva ayudará.

 

CONCLUSIÓN.

De nuevo vemos que una enfermedad bastante común como es la gota se puede evitar en algunos caso con una buena dieta y con la práctica de ejercicio físico. Como siempre recomendamos acudir a tu médico si sospechas que puedes sufrir cierto desequilibrio y acudir a tu dietista para ajustar la dieta tus necesidades.

 

 

CATEGORÍAS